Autorización de aditivos destinados a la alimentación animal

 
EXTRACTO GRATUITO

El pasado 9 de noviembre de 2004 se inauguró en la localidad belga de Geel el Laboratorio Comunitario de Referencia (LCR) para la autorización de aditivos destinados a la alimentación animal, cuya finalidad es mejorar la productividad o la salud de los animales.

Antes de ser autorizados, los aditivos destinados a la alimentación animal deben ser sometidos a una evaluación de seguridad llevada a cabo por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), y el Laboratorio Comunitario de Referencia (LCR) se encargará de evaluar los métodos de análisis propuestos para detectar la presencia de aditivos. El Centro Común de Investigación (CCI) de la Comisión Europea ha sido designado como LCR para los aditivos destinados a la alimentación animal, y este laboratorio se ha establecido en el Instituto de Materiales y Medidas de Referencia (IRMM)1 de la localidad belga de Geel.

Los aditivos utilizados en la alimentación animal, utilizados para mejorar la productividad o la salud de los animales, son aditivos nutricionales, como las vitaminas y los minerales, aditivos que aumentan o potencian cualidades sensoriales, o los llamados "aditivos tecnológicos", como los conservadores y los emulgentes. En virtud de la legislación de la UE, se autorizan unas 700 sustancias como aditivos para la alimentación animal.

Antes de introducir en el mercado un aditivo destinado a la alimentación animal, la parte interesada debe solicitar una autorización proporcionando los datos que prueben que el aditivo en cuestión no tiene un efecto nefasto en la salud humana o animal o en el medio ambiente. La EFSA lleva a cabo una evaluación científica de seguridad, y el LCR evalúa los métodos de análisis propuestos para detectar la presencia de un aditivo en alimentos para animales y sus eventuales residuos en productos alimenticios.

Los métodos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA