La bendición que supone el Euro y la necesidad de mejorarlo

Autor:Charles Wyplosz
Páginas:53-72
 
EXTRACTO GRATUITO
Charles Wy p l o S z
SUMARIO: 1. INTRODUCCIÓN.—2. ¿QUÉ EFECTO HA TENIDO EL EURO?—3. UN
ESCUDO INCOMPLETO.—4. EL PRECIO DE SER UN MIEMBRO NO ADHE-
RIDO A LA ZONA EURO.—5. UNA CONSTRUCCIÓN INACABADA.—6. ¿FAL-
TA DE COORDINACIÓN?—7. CONCLUSIÓN.—REFERENCIAS BIBLIOGRÁ-
FICAS.
1. INTRODUCCIÓN
Algo extraordinario ha ocurrido durante la Crisis Global que co-
menzó en 2007. Dentro de la zona euro, a pesar del profundo caos
financiero y las masivas inyecciones de liquidez, los tipos de cambio no
han sufrido el tipo de ataques especulativos que acompañaron de forma
inevitable todas las crisis anteriores. La razón, por supuesto, es que no
hay tipos de cambio. Este silencioso tr iunfo de la Unión Monetaria
apenas se valora porque se trata casi de una tautología. En realidad, es
mucho más que una tautología: es la razón de ser de la Unión Mone-
taria. Los países miembros han renunciado a sus monedas, un poderoso
símbolo de soberanía y a su autonomía en materia de política moneta-
ria en aras de un objetivo fundamental: alcanzar la estabilidad de tipos
de cambio dentro del Mercado Único. Por el contrario, la mayor parte
de los países de la Unión Europea que no se han adher ido a la Unión
Monetaria han sufrido fuertes presiones por parte del mercado, tal y
como explicaremos en la siguiente sección.
Esta bendición no es gratuita, por supuesto. Lo que era obvio al
principio era que el precio a pagar para disfrutar de protección frente
a las crisis cambiarias era la pérdida irrevocable de la moneda nacional
y de la política monetaria de casa país. Como es bien sabido, g racias
a todo el material publicado sobre la teoría de las áreas monetarias
óptimas, la pérdida es limitada cuando las turbulencias son simétricas,
es decir, cuando los países miembros de la Unión se enfrentan a con-
LA BENDICIÓN QUE SUPONE EL EURO
Y LA NECESIDAD DE MEJORARLO
2
02-charles.indd 53 8/1/10 16:26:12
54 Charles Wyplosz
diciones macroeconómicas parecidas. La Crisis Global afectó a todos
los países, pero algunos estaban menos protegidos frente a los activos
tóxicos o frente a las burbujas inmobiliarias, y su capacidad de hacer
frente a las consecuencias tampoco era la misma. Examinaremos esta
cuestión en la sección 3.
La sección 4 evalúa los beneficios de ser miembro de la zona euro,
sopesando los efectos de la Crisis Global en los miembros que no per-
tenecen a ella. En algunos de estos países la presión sobre sus tipos de
cambio y sus tipos de interés ha sido intensa. Algunos han visto cómo
sus monedas caían de forma significativa. Como respuesta, los tipos
de interés subieron en general a niveles extremadamente altos, lo que
anuló cualquier estímulo de la demanda logrado a través de una deva-
luación de la moneda.
Una moneda común no es el alfa y el omega de la integración mo-
netaria. Para poder operar adecuadamente, una unión monetaria debe
reunir todas las condiciones de una moneda compartida, una de las
cuales es la integración de los mercados financieros. A medida que este
proceso se profundiza, lo cual está llevando bastante tiempo en Europa,
las instituciones financieras (mercados, bancos, fondos) se convierten
gradualmente en supranacionales y esto suscita nuevas cuestiones acer-
ca de la regulación y la supervisión. La Crisis Global ha mostrado que
los países de la zona euro no estaban bien preparados para esta tarea. La
sección 5 analiza la situación y los debates subsiguientes.
Aunque comparten la política monetaria, los países miembros to-
davía disponen de un instrumento de política macroeconómica, la po-
lítica fiscal. En principio, este instrumento puede aliviar la situación
en presencia de alteraciones asimétricas, siempre y cuando funcione
con la flexibilidad y la eficacia adecuadas. Pero esta posibilidad sus-
cita la cuestión de la coordinación. En efecto, si las políticas fiscales
nacionales afectan a toda la zona euro, posiblemente a través del tipo
de cambio común o de los tipos de interés a largo plazo, ¿no debe-
ría haber algunas restricciones en las acciones que puede tomar cada
país? La necesidad de llevar a cabo políticas expansionistas durante la
Crisis Global ha puesto de manifiesto ciertos desacuerdos entre Esta-
dos miembros. La cuestión de la coordinación política se aborda en
la sección 6. La última sección resume las principales conclusiones
alcanzadas previamente.
02-charles.indd 54 8/1/10 16:26:12

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA