Entra en vigor la Directiva que prohibe el uso de hormonas de crecimiento en la carne

 
EXTRACTO GRATUITO

El viejo conflicto entre la Unión Europea y Estados Unidos y Canadá por el uso de hormonas de crecimiento en la carne entró en una nueva fase con la entrada en vigor de la nueva Directiva de la Unión Europea sobre la prohibición de la utilización de hormonas y la decisión de la Comisión Europea de pedir ahora a los Estados Unidos y Canadá que levanten las sanciones comerciales. Sin embargo, las primeras reacciones provenientes de América no parecen vaticinar un final cercano a la contienda.

La Directiva aplica las recomendaciones de la resolución de la Organización Mundial del Comercio que condena a la Unión Europea por prohibir la utilización de determinadas hormonas como promotores del crecimiento sin un análisis científico de los riesgos inherentes al consumo de carne.

Tras la decisión del Órgano de Apelación de la OMC de 1998, la Unión Europea llevó a cabo a una evaluación de las pruebas científicas disponibles, que ha servido de base a la nueva Directiva adoptada por el Consejo y el Parlamento Europeo.

La Directiva 2003/74/CE, por la que se pone en aplicación la resolución de la OMC, entró en vigor el 14 de octubre de 2003 y los Estados miembros de la Unión Europea deben aplicarla en un plazo de 12 meses tras su entrada en vigor.

Las sanciones de los Estados Unidos y Canadá contra la Unión Europea, implantadas en julio de 1999, consisten en un aumento de los derechos de aduana de una lista de determinados productos por un importe de 116,8 millones de dólares estadounidenses y 11,3 millones de dólares canadienses, respectivamente.

La Unión Europea va a incoar los procedimientos adecuados en la OMC con vistas al levantamiento de las sanciones e informará tanto a los Estados Unidos como a Canadá de la adopción de la nueva legislación. La Directiva será notificada también al Órgano de Solución de Diferencias de la OMC.

Un largo conflicto

En 1988, la UE prohibió el uso del estradiol 17, la testosterona, la progesterona, el zeranol, el acetato de trenbolone y el de melengestrol para la promoción de crecimiento del ganado. Los Estados Unidos y Canadá impugnaron la prohibición ante la OMC.

El 16 de enero de 1998, el Órgano de Apelación de la OMC resolvió en contra de las pretensiones comunitarias ya que su legislación no se basaba en un análisis de riesgos, tal como exige el Acuerdo de la OMC sobre la Aplicación de Medidas Sanitarias y Fitosanitarias. Concretamente, el Órgano de Apelación consideraba demasiado general el material científico...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA